Cultivo y cuidados de la abelia

La abelia, Abelia x grandiflora, es un arbusto de tamaño medio, 1,5-3 metros de altura. Ramifica mucho y sus romas tienen una característica coloración rojiza. Se usa en jardinería ornamental para componer algún fondo y generalmente en grupo. Aunque también se puede cultivar de manera aislada e incluso en maceta.

Aunque sus hojas son muy interesantes destaca sobre todo por su bonita floración. Floración que además es larguísima pues comienza en primavera y dura hasta el otoño. Otra curiosidad es que se trata de un arbusto semicaducifolio, ello significa que en otoño pierde parte de su follaje. El arbusto conforme avanza el otoño muestra ya síntomas, las hojas que van a caer van virando su color verde hacia el bronce.

Si vivimos en una lugar de clima mediterráneo, subtropical o templado lo tenemos fácil con la abelia. Nos faltará proporcionarle un lugar bien soleado, un suelo rico y recién abonado y un riego regular. Los suelos ligeramente ácido le van especialmente bien. A la hora de fertilizar hay que tener esto en cuenta y evitar añadirle cal o piedra caliza. El exceso de humedad, por drenaje insuficiente, puede propiciar la aparición de enfermedades fúngicas.

Se reproduce tanto por semillas como por esquejes. Cuando la cultivemos por semillas lo haremos directamente en su lugar definitivo. Los esquejes se deben tratar correctamente para que tengan éxito. Hay que retirarles las hojas y dejarlos en un bote de cristal antes de plantarlos. Ácaros y cochinillas son las plagas que más habitualmente atacan a la abelia. También hay que tener en cuenta que las hormigas tienen predilección por las hojas más tiernas.

Fuente: www.guiadejardineria.com

Plantas Salgar

Vivero Almería donde te asesoramos sobre el tipo de planta ornamental que mejor se adapte a tu entorno. 

Móvil: 654 07 55 42

Teléfono: 950 93 76 31

Fax: 950 33 12 93

Ofrecemos:

  • Plantas Verdes

  • Plantas de flor

  • Plantas de colgar

  • Plantas de exterior

Galería de Imágenes